Comida frances  
 



La cocina francesa no necesita una gran introdución. Los tratados de alta cocina se llevan escribiendo en Francés desde el siglo XVII. De esta cocina han surgido platos conocidos universalmente como el "foie", las "quiches" o los "crêpes".

En Francia, comer no es "alimentarse". Es algo más: un arte, "el art de la table" que define desde la preparación del los platos, a la presentación de la mesa, la decoración, la forma de comportarse... etc.

Pero al margen de la "alta cocina", la cocina francesa (como la española o la italiana) es básicamente regional. Los mejores platos los encontraremos probando lo más típicos de cada región: por ejemplo, si nos encontraramos en los Alpes comeriamos una "raclette de queso", pero en Niza quizá "ensalada niçoise" (con alcachofas, tomate, pimientos), en la región de Loira unas curiosas ostras verdes y, en Normandia, dejaremos el vino aparte para beber una buena sidra.

 

¿A QUÉ HORA SE COME EN FRANCIA?


 

- Entre las 7 y las 9, se hace un desayuno ligero. Suele estar compuesto por: algo de beber (café, te, chocolate, zumo) y un croissant o pan con mantequilla y meremelada.
- Entre 12 y 14 el almuerzo de dos platos:
· una "entrée": primer plato compuesto por una sopa, una ensalada (o eventualmente una quiche, un poco de fois gras, o unas ostras).
· un "Plat principal" o "plat de résistance". Aquí es donde se sirve la carne o el pescado (o también pueden ser un plato a base de arroz, pasta o legumbres).
· Postre
- Sobre las 20:00 se toma la cena, que constituye una comida tan importante en Francia como el Almuerzo.

 

¿QUÉ COMER?


La mayoría de los restaurantes suelen ofrecer, aparte de la comida "à la carte", un menú del dia (le ménu) de precio fijo y varias opciones para cada plato, preparados especialmente para esa jornada.

 

  • SOPAS


- La soupe à l'oignon (sopa de cebolla típica).

- Vichissoise (una sopa fría de patatas, puerros, crema, mantequilla y leche que se sirve con un poco de cebollino por encima).

- Bouillabaise (sopa de pescado).

 

  • GUISOS

 

- Ratatouille Niçoise (un guiso a base de calabacines, tomates y berenjenas con ajo y aceite de oliva).

- Choucroute (plato de Alsacia de influencia alemana basado en col, patatas, beicon).

- Blanquette de veau (estofado de ternera en salsa blanca).

- Cassoulet (tipico en Pirineos, compuesto de judías, pierna de cordero, tocino...).

- Pôt-au-feu (un guiso de carne de vacuno con verduras, aderezado con sal gorda).

 

  • CARNES


- Tournedos (solomillos con tocino).

- Châteaubriand (carne tipo "roast beef", cortada en lonchas finas).

- Entrecôte (a veces se sirve con salsa béarnaise, elaborada con estragón y huevo).

- Gigot de pre-salé (pierna de cordero asada con una guarnición).

- Brochetas.

- Des grenouilles (ancas de rana).

- Des escargots (Caracoles).

 

  • PESCADOS Y MARISCOS


- Tanto en la costa noroeste como en la mediterránea encontramos pescados de calidad: podemos disfrutar (si nuestro bolsillo lo permite) de excelentes "fruits de mer".

- Homard à l’armoricaine (langosta con una salsa cremosa) en la zona de Bretaña.

- Des palourdes (Almejas).

- Des huîtres (Ostras).

- Des moules (Mejillones).


  • OTROS


- Le galettes y le crêpes (los primeros son salados y los segundo dulces. Son típicos sobre todo en la Bretaña francesa).

- Quiche francese (pequeña torta, generalmente salada con distintos ingredientes en su interior; por ejemplo, queso, beicon y jamón).

 

  • QUESOS Y EMBUTIDOS


- Son clásicos, entre otros, el jamón de Ardennes o de Bayona; el salchichón de Lyón; y por supuesto el auténtico "fois gras" de oca.

- En cuanto a los quesos, existen en Francia 365 tipos diferentes. Se puede pedir un "plateau de fromage" (tabla de quesos) para probar algunos. Destacamos por ejemplo el Beaufort, el Bleus (de Auvergne, de Causses), el Brie, el Camembert (Normandia, Calvados), el Cancoillotte, el Crottin de Chavignol, el Emmental,el Fourme d'Ambert, el Livarot, el Mont-d'Or, el Munster, el Raclette, el Reblochon, el Roquefort, el Tomme de Savoie, el Vacherin, o el Rambol.


  • POSTRES

- Tarte aux pommes (tarta de manzana).
- îles flottantes (natillas con merengue).
- Crème brûlé (flan con azúcar quemada).
- Brioche.
- Soufflé grand-marnier.
- Mousse au chocolat.

  • BEBER


- Los vinos franceses no necesitan introducción. Las regiones clásicas son Burdeos, Borgoña, Loira, Ródano y Champagne. Si no se dispone de mucho dinero, el vino de la casa suele ser asequible y bueno.

- El champange (elaborado por el método descubierto por los monjes benedictinos, actualmente están reconocidos los producidos en las zonas de: Montagne di Reims (con uva pinot noir), Valle della Marna (pinot meunier), Côte des blancs (chardonnay), y Vignoble de Aube, Bar-sur-Aube, Bar-sur-Seine (Pinot Noir)).

- Cerveza (en la región de Alsacia podemos disfrutar de cervezas locales pareciada a las alemanas).

- Licores (después del postre, junto con el café, se puede tomar un "digestif" (digestivo) y probar alguno de los numerosos licores franceses: el Absenta, el Armañac, el Calvados, el Chartreuse, el Cointreau, el Coñac o el Pastis).